lunes, 22 de agosto de 2011

SSJ promueve los refrigerios escolares


La Secretaría de Salud Jalisco (SSJ), a través de la dirección General de Salud Pública promueve los refrigerios escolares en el nuevo ciclo escolar, el cual inició en este mes de agosto y concluye en el 2012, con el objetivo de dar continuidad a los lineamientos generales para el expendio y distribución de alimentos y bebidas en las escuelas de Jalisco, y así cumplir con el Acuerdo Nacional para la Salud Alimentaria (ANSA), misma que se dio a conocer en enero de 2010.

La coordinadora estatal del programa de Alimentación, Alejandra Matías Serrano, refirió en rueda de prensa que “las características que debe tener un refrigerio escolar son: primero estar constituido por agua natural; segundo por un alimento de preparación casera, el cual debe integrar alimentos de cada uno de los tres grandes grupos, uno son los cereales (integrales, tortilla de maíz o cualquier alimento que este preparado con harina de trigo, pero en su presentación integral), dos que incluya alimentos de origen animal bajos en grasa (pollo, pescado y huevo), tres que se incluya verduras; el tercer elemento que debe integrar una lonchera es una o más porciones de verduras o frutas, pero principalmente que los niños vayan desayunados a clases”.

Indicó que los nuevos criterios nutrimentales para los alimentos de productos industrializados en esta segunda etapa son la disminución de la cantidad de sodio, grasa y azúcar, en siete categorías que son: bebidas, alimentos líquidos como leche y yogurth, jugos de frutas y verduras naturales, alimentos líquidos de soya, botanas y confitería, para identificar dicho listados que cumplen con este criterio pueden consultar la página electrónica www.insp.mx_alimentosescolares.com.

Asimismo, Matías Serrano, informó que en el Estado se han distribuido dos mil 400 recetarios de refrigerios escolares, con el propósito de seguir fortaleciendo la estrategia escolar ANSA y seguir trabajando por el reconocimiento de las escuelas activas y sanas, seguimiento que se viene haciendo desde que se inició con estos trabajos en 2010.

Señaló que lo que se pretende hacer con los refrigerios escolares es retomar cuales son los lineamientos de una “lonchera saludable” para los padres de familia y para los responsables de los Centros de Atención y Servicio (CAS), los alimentos deben cumplir con estos criterios nutrimentales para poder ser expendidos dentro de las escuelas.

En el ciclo 2010-2011 cerró con mil 950 productos que cumplen con estos criterios nutrimentales de la primera etapa, en la cual se dieron a conocer las características que debe contener cada producto, actualmente los mismos son más rígidos y disminuyen algunas cantidades o gramos de sodio, grasa y azúcar, en este momento son 414 productos que cumplen con este lineamiento.

La SSJ entregó dos mil 400 ejemplares de refrigerios saludables al mismo número de escuelas de todo el Estado para que se acompañe de una orientación alimentaría a la comunidad educativa. Se realizaron 105 cursos en donde acudieron comisiones del CAS, integrado por el director del plantel escolar, padres de familia, manejador de alimentos y directivo de CAS, por cada curso se contó con la participación promedio de 40 personas, en algunas regiones sanitarias como es el caso de la de Lagos de Moreno se reportó más de 100 comisiones en donde se dieron a conocer lineamientos, las recomendaciones para la preparación de alimentos saludable, el consumo de agua natural como la mejor opción y manejo higiénico de los alimentos.

Actualmente se está trabajando en 315 escuelas para buscar que se reconozcan como activas y sanas, además tiene que cumplir con cinco criterios, que están validados por un representante de la SSJ y SEJ, que son realizar 30 minutos de actividad física, que tengan disponibilidad de agua para todos los niños, que lo que se expenda en el CAS sea de acuerdo a los lineamientos ya mencionados, que hayan brindado la orientación alimentaría a la comunidad educativa y el último es que se haya promovido en el plantel el consumo de un refrigerio saludable.

Agregó que “esto puede ser a través del equipo ANSA que son los nutriológos y activadores físicos de las regiones sanitaria o a través de nuestros promotores de salud que también ya han sido capacitados y orientados para que apoyen en esta materia”. En este momento el ciclo escolar cerró con el reconocimiento de 16 planteles y se esta trabajando con 140.

Explicó que se va a continuar el trabajo con el CAS porque las escuelas se tendrán que ajustar con los lineamientos que empiezan aplicar en la segunda etapa.

En caso de que los padres de familia perciban incumplimiento con estos lineamientos deben acudir con el representante de padres de familia y el director del plantel. Cabe recordar que cada escuela cuenta con un órgano de participación social que apoya a dar cumplimiento a estos criterios.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada